4.2 C
Galicia
miércoles, febrero 28, 2024

Las agrupaciones forestales de gestión conjunta se promueven como fórmula ideal para poner en valor el monte y optimizar el aprovechamiento de recursos

  • El director general de Planificación y Ordenación Forestal, José Luis Chan, participó en una charla con vecinos y miembros de las comunidades de montes vecinales del ayuntamiento de Vigo para hablar de estas figuras incluidas en la Ley de recuperación de la tierra agraria
  • El director general explicó que la Xunta convocó por primera vez una línea de aportaciones que tiene por objetivo el fomento de estas agrupaciones, cuyo plazo de solicitud está abierto, para la que se destinan cerca de 2,4 millones de euros

El director general de Planificación y Ordenación Forestal, José Luis Chan, acompañado por el presidente de Montes de Vigo, Uxío González, y por uno de los responsables de la Asociación Forestal de Galicia, Daniel Rodríguez, participó en una charla en Saiáns, en el ayuntamiento de Vigo, para hablarles a miembros de las comunidades de montes vecinales de la ciudad sobre las agrupaciones forestales de gestión conjunta que está impulsando la Xunta.

Estas agrupaciones, recogidas en la Ley de recuperación de la tierra agraria de Galicia, promueven la unión de parcelas de forma voluntaria, con un requerimiento mínimo de 10 hectáreas para poder constituirlas manteniendo la propiedad de las parcelas, explicó el director general. De este modo, las hincas que se unen a ella no pierden la propiedad y al mismo tiempo se permite una gestión conjunta de los recursos que en ellas se encuentran. Además, la existencia de este tipo de agrupaciones en la ciudad contribuirían a reforzar el área de defensa pasiva contra los incendios forestales entre Vigo y Nigrán en la que está trabajando la Xunta en colaboración con las comunidades de montes vecinales.

En su intervención, el director general puso en valor a convocatoria de ayudas para el fomento de las agrupaciones forestales de gestión conjunta y el asociacionismo forestal, cuyo plazo de presentación de solicitudes está abierto desde lo pasado 15 de enero, y que está dotada con un presupuesto de cerca de 2,4 millones de euros.

Tres líneas de actuación

Segundo explicó José Luis Chan, estas aportaciones disponen de tres líneas de actuación. La primera se centra en la organización de acciones de divulgación que impulsen el conocimiento y pongan en valor a importancia estratégica de las agrupaciones forestales de gestión conjunta. Para desarrollar esta línea, se disponen de un crédito de 200.000 euros.

La segunda línea de aportaciones busca dar apoyo a las asociaciones sin ánimo de lucro que tengan como objeto la comercialización conjunta de productos forestales. En este caso, el presupuesto es de 400.000 euros y las actuaciones subvencionables son la contratación de personal técnico para la dotación y mantenimiento de infraestructuras para el desarrollo de la actividad de comercialización y para el equipamiento técnico y materiales necesarios para llevarla a cabo.

El director general resaltó que se le dará prioridad como beneficiarios de esta segunda línea de ayudas a las asociaciones de productores de madera (PROMA), a las que también pueden optar otras entidades sin ánimo de lucro que tengan como objeto la comercialización conjunta de productos forestales y empresas o personas individuales ejecutoras de las actuaciones objeto de subvención inscritas en el Registro de Empresas del Sector Forestal (Resfor).

La tercera de las líneas de ayudas se destina concretamente a la creación y apoyo de las agrupaciones forestales de gestión conjunta a través de cualquier figura jurídica de naturaleza civil o mercantil que promueva, impulse y ponga en marcha iniciativas de gestión conjunta sostenible y diversificada de terrenos dedicados a la actividad forestal. La asignación presupuestaria para esta línea de ayudas es de casi 1,8 millones de euros.

Las actuaciones subvencionables serán aquellas que se precisan para la constitución, ampliación y gestión de una agrupación forestal de gestión conjunta, como son los gastos de tramitación e inscripción de la entidad solicitante, revisión del parcelario y estado de las parcelas, investigación de la titularidad, adhesión expresa la referentes de buenas prácticas y a los modelos silvícolas o de gestión forestal orientativos, inscripción en el Registro de Masas Consolidadas de Frondosas Autóctonas, implantación de los sistemas de certificación internacionalmente reconocidos e incorporación de servicios ecosistémicos y buena gobernanza de las sociedades de fomento forestal (Sofor).

Artículos relacionados

- Advertisement -spot_img

ÚLTIMOS ARTÍCULOS

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com