Volver arriba

Las muestras de maquinaria, vistas por los profesionales
MOEXMU 2018

junio 4, 2018
Si bien las vacas, y no solo las frisonas, son las protagonistas de la MOEXMU, la maquinaria agrícola es también un importante reclamo para los miles de asistentes que acuden cada año a Muimenta. Las casas comerciales muestran sus principales novedades y aquellos productos que mejor resultado están dando o que más se demandan. ¿Pero son realmente útiles estas muestras para los ganaderos e incluso para otros profesionales del sector? Para intentar salir de dudas, nos dirigimos directamente a ellos.

Jesús Otero Moirón

SAT Os Foros
Marco de Álvare, A Pastoriza, Lugo

Revista AFRIGA — Las muestras de maquinaria, vistas por los profesionales

Jesús opina que las muestras —y ésta en concreto — «Están bien pero van a menos. Hoy tenemos información sin necesidad de acudir a las ferias gracias a Internet y a los catálogos y visitas de los comerciales. En todo caso, echo de menos una mayor oferta de maquinaria específica adaptada al decreto de aplicación de purines, porque no cabe duda de que acabará saliendo adelante. Y en la MOEXMU solo he visto una máquina de esas» —Ver informe en Afriga #134 —. Otero opina también que la maquinaria que se expone debe ser la más adecuada para la tierra en la que se pretende vender: «No olvidemos que unas máquinas acaban tirando de las otras. Si compras una rotativa que requiera demasiada potencia, acabarás comprando el tractor que se la dé», sentencia.

En cuanto al mercado, Otero percibe que sigue habiendo un volumen de ventas de maquinaria considerable, «Quizá no tanto como antes pero las CUMA —Cooperativas de Utilización de Maquinaria Agrícola— siguen comprando cada año. Y también es cada vez más habitual que se compre una máquina entre dos o tres socios, porque las oscilaciones en el precio de la leche no aconsejan realizar grandes inversiones si se pueden buscar otras fórmulas». Este ganadero pastoricense nota también cierta reticencia por parte de las entidades de crédito a conceder préstamos para la compra de máquinas agrícolas: «Entre las dificultades que ponen los bancos y las facilidades que dan las casas comerciales, al final acaba siendo el propio vendedor el que financia la compra», opina Otero.


Antonio Fernández Ramos

SAT Pazo de Eiras
Silva, Pol, Lugo

Revista AFRIGA — Las muestras de maquinaria, vistas por los profesionales

Antonio comparte una visión similar sobre la utilidad de estos eventos: «Las ferias siempre son útiles, porque puedes encontrar algo que te ayude a renovar el parque de maquinaria y porque ves un poco las tendencias del sector. Además, suelen aparecer máquinas que no habíamos visto antes. Por ejemplo, me ha llamado la atención un pulverizador que puede ser útil para los ganaderos que contratamos ese servicio. Ahora bien, las compras rara vez se hacen aquí, lo habitual es dirigirse al concesionario. En todo caso, aquí se cierran tratos que ya estaban casi hechos o hasta se traen máquinas ya vendidas como reclamo». Fernández también echó de menos la presencia de cisternas, mangueras y demás dispositivos ya adaptados al decreto de aplicación de purines.

Las ferias siempre son útiles, porque puedes encontrar algo que te ayude a renovar el parque de maquinaria y porque ves un poco las tendencias del sector.

«Desde hace un año parece que el mercado se va reactivando. Durante la crisis de precios de la leche de dos años atrás y en los meses posteriores se frenaron las ventas, porque la situación de las explotaciones era muy delicada. Pero la recuperación está siendo lenta porque aún no está la cosa para demasiadas alegrías», dice. Donde no percibe un alza es en el mercado de segunda mano, «Quizá porque cada vez más los compradores no son ganaderos, sino empresas de servicios o cooperativas, y esta gente siempre apuesta por lo nuevo, igual que las explotaciones muy grandes». Fernández también ve una tendencia, que considera lógica, a realizar compras entre dos o tres socios, «porque la carga financiera es menor y el servicio prácticamente el mismo», y coincide en que la compra de una máquina lleva a la de otra por el incremento de potencia y posibilidades.

En cambio, su visión de la actitud de los bancos es diferente. Opina que hay receptividad por parte de las entidades a conceder créditos para maquinaria agrícola. Por un lado por lo bajos que están los tipos de interés, y por otro porque ven que el lácteo es un sector en el que siempre se ha pagado puntualmente: «Después del palo que se llevaron con la construcción, ven que el campo es un sector con menos riesgo y con el que les interesa trabajar». No considera una buena opción acudir a los servicios financieros de las propias empresas de maquinaria: «Hay tres grandes multinacionales que controlan todo el sector y que crean su propia financiera, pero yo optaría por seguir acudiendo a los bancos. En ellos los intereses están ahora muy bajos, y puede haber una diferencia de dos o tres puntos porcentuales respecto a la financiación que ofrecen las empresas. Aunque no digo que no haya casos en que las condiciones sean mejores».


—ARTÍCULO COMPLETO DISPONIBLE EN AFRIGA #135—
Revista AFRIGA — Las muestras de maquinaria, vistas por los profesionales
Alberto Fernández Vázquez, Manuel Sandamil Cabana y Peter Westerink

En el artículo completo también recogemos las opiniones de Alberto Fernández Vázquez, propietario de una explotación en Cambás —Aranga, A Coruña—, Manuel Sandamil Cabana, de SAT A Vereda —Pacios, Castro de Rei, Lugo—, y Peter Westerink, un profesional de IJsselmuiden —Holanda— que lleva décadas dedicado a la compraventa de maquinaria, y nos ofrece un punto de vista diferente e interesante sobre este mercado.


—Accede a todos los contenidos de la revista—

Inicia sesión regístrate
https://www.selitel.es/ Fonteboa — Centro de Promoción Rural — EFA
Lee el último número