Volver arriba

Ganadería láctea robusta y resiliente

septiembre 3, 2018
La ganadería láctea se enfrenta actualmente a una serie de desafíos. Por un lado, los productos tienen que cumplir con altos estándares ambientales y requisitos de bienestar animal. Por otro, el mercado demanda productos baratos. La granjera alemana Kirsten Wosnitza intercambia conocimientos con compañeros e investigadores para aprender y crear soluciones sostenibles en la granja.

Ina Van Hoye
Punto de Servicio AEI-AGRI


Kirsten Wosnitza, que dirige una granja de 120 vacas lecheras en Schleswig-Holstein —Alemania— junto con su marido Gerd Albertsen, considera que es esencial lograr un equilibrio entre productividad y bienestar animal «para mantener la aceptación de nuestro trabajo como productores de leche, y para nuestro producto “leche” en la sociedad», y añade: «Siendo ganadera láctea, creo que las vacas felices son la base para nuestro éxito económico y emocional».

Wosnitza está trabajando en una ganadería láctea resiliente. La resiliencia es la capacidad del sistema agrícola para hacer frente a los problemas o las perturbaciones imprevistas que surgen, al tiempo que se mantienen los ingresos de la granja. «En nuestra granja tratamos de ejecutar un sistema que se adapte su lugar, tamaño y recursos, a la cantidad de mano de obra de la que disponemos, a nuestras propias preferencias y a la cantidad de riesgo que estamos dispuestos a asumir. Tratamos de no llevar el sistema al límite, pero sí de aumentar la capacidad».

Revista AFRIGA — Ganadería láctea robusta y resiliente

Los sistemas más resilientes están preparados para resistir mayores alteraciones. Concretamente, esto significa que la ganadera germana mantiene la producción de leche a un nivel de 10.000 kilos por lactación: «Incrementarla a un nivel más alto requeriría una intensificación de la ración de la vaca. En su lugar, nosotros elegimos mantener a las vacas en un sistema que combine el parto en bloque en la cuadra y el pastoreo intensivo. Esto nos ayuda a mantener la salud y los resultados durante el tiempo que la vaca pasa en nuestra granja, que es de 7 u 8 años. A su vez, esto lleva a una reducción en el número de novillas de reemplazo, lo que supone menos trabajo y costes de producción más bajos». El resultado final es un sistema económicamente viable y menos estrés para Kirsten, su marido y sus animales.

La ganadería láctea, por supuesto, se puede hacer de muchas maneras diferentes. Hay muchas soluciones a mano y es desafiante transferir esas soluciones de una granja en particular a otra. «Aún así, me parece importante mirar al otro lado de la valla», dice Wosnitza. Por esta razón forma parte del Grupo Operativo Nutrient Management in Grasslands —Manejo de Nutrientes en Pastizales—, y también del Grupo Focal Robust and resilient dairy production systems —Sistemas robustos y resilientes de producción láctea—, ambos pertenecientes a AEI-AGRI, la Asociación Europea de Innovación para la Productividad y Sostenibilidad Agrícola. «En esta cooperación encontré un ejemplo francés de ordeñar solo 13 veces a la semana durante el periodo de pastoreo de verano, sin ningún efecto negativo en la salud de la vaca. Esta podría ser una posibilidad para nosotros en verano, cuando la mayoría de nuestras vacas está aproximándose al final de su lactación. Como no tenemos ningún otro empleado en la granja, podría incrementar nuestro equilibrio vida-trabajo».

Kirsten cree en los efectos positivos del intercambio de conocimiento entre granjeros, asesores e investigadores: «Si se hace de manera correcta, puede ayudar a los granjeros y sus familias a obtener no solo un mejor resultado económico, sino también a encontrar una manera más satisfactoria de hacer su trabajo».

AEI-AGRI: Asociación Europea de Innovación para la Productividad y Sostenibilidad Agrícola

AEI-AGRI —EIP-AGRI, según sus siglas en inglés— se creó en el año 2012. Es una de las cinco Asociaciones Europeas de Innovación lanzadas por la Comisión Europea para contribuir a la estrategia Europa 2020 de la UE, que persigue lograr un crecimiento inteligente, sostenible e integrador.

Se creó como una nueva forma de ayudar a que la agricultura y la silvicultura fueran más productivas, sostenibles y capaces de hacer frente a los retos actuales, como son la competencia más intensa, la mayor volatilidad de los precios de mercado, el cambio climático y las normas medioambientales más estrictas. Se dedica a formar asociaciones y a poner en contacto en la Red de la AEI-AGRI a personas de diferentes profesiones, por medio de diversas actividades como los Grupos Operativos o los Grupos Focales.

Diferentes actores del ámbito de la innovación y la agricultura colaboran, intercambian ideas y convierten los conocimientos existentes en soluciones innovadoras y resultados de investigaciones que pueden ponerse en práctica con mayor facilidad. Se trata de que, al unir fuerzas, todos los participantes logren resultados con más rapidez y la asociación ayude a difundir, por toda la UE, conocimientos importantes sobre innovación y agricultura.

La Red de la AEI-AGRI

La AEI-AGRI se adhiere al modelo de innovación interactiva y reúne a personas procedentes de diferentes sectores, incluyendo agricultores, investigadores, asesores y representantes de empresas agrícolas en los denominados grupos operativos y grupos focales.

Los Grupos Operativos se crean a nivel local para encontrar una solución innovadora a un problema común, o para poner a prueba en la práctica una idea innovadora. Tanto su tamaño como su composición dependen del proyecto, por lo que un grupo operativo puede ser completamente diferente a otro. Los resultados y conocimientos que desarrollan deben difundirse a través de la Red de la AEI-AGRI para que beneficien a todo el sector.

Los Grupos Focales, compuestos por un total de veinte expertos cada uno, recopilan y resumen los conocimientos sobre buenas prácticas en un ámbito determinado, enumerando problemas, oportunidades y soluciones. Cada grupo se reúne, al menos, dos veces en un periodo de aproximadamente un año, y todos sus informes y resultados se publican en la web de la asociación, para alentar a los actores de la Red a crear nuevos Grupos Operativos o proyectos de investigación.

Por su parte, el Punto de Servicio AEI-AGRI se encarga de difundir los conocimientos, poner en contacto a las personas y hacer frente a los retos. Para ello, facilita eventos como conferencias, grupos de discusión, talleres y seminarios, el Punto de Reunión Interactivo del sitio web de la asociación, asistencia en la búsqueda de socios para proyectos, y un centro de ayuda para responder a sus preguntas. Su objetivo fundamental es estimular la interacción entre todos los participantes en la Red de la AEI-AGRI: agricultores, silvicultores, investigadores, asesores, ONG, Estados miembros, empresas y autoridades públicas.


—Accede a todos los contenidos de la revista—

Inicia sesión regístrate
Fonteboa — Centro de Promoción Rural — EFA
Lee el último número